lunes, 9 de febrero de 2009

Linux 2000 VII: Mandrake 7.0

El concepto que hay tras Linux-Mandrake nació originalmente del rechazo de Red Hat a incluir KDE en su distribución. Esto se debió a problemas de licencia, por lo que Mandrakesoft decidió crear una variante de Red Hat con KDE incluido y listo para utilizar, de forma que los nuevos usuarios no tuviesen que buscar y descargar ningún entorno gráfico en Internet. Desde entonces, Mandrake ha ido evolucionando hasta convertirse en una sólida distribución por derecho propio. El nuevo instalador gráfico es una herramienta fantástica y fácil de usar, además de que no nos ha dado ningún problema.

Claramente su diseño ha sido muy estudiado: una columna de luces en un lateral funcionan como barra de progreso a la vez que un cuadro de texto en la parte inferior proporciona sugerencias y ayuda para cada paso. Es posible predeterminar un nivel de seguridad e incluso si se desea que la tecla "Num Lock" se active al arrancar. Por suerte también se crea una cuenta de usuario y se configura automáticamente la conexión de acceso telefónico. Pese al largo proceso de instalación de paquetes y la imposibilidad de configurar el sonido, el instalador de Mandrake es de lo mejor hasta el momento y una alegría para usuarios tanto nuevos como experimentados.

En funcionamiento, la distribución se parece mucho a Red Hat. Sin embargo, añade una mejora en forma de la herramienta de instalación de hardware "Lothar", que detecta automáticamente la mayoría de los dispositivos, si bien su configuración se puede hacer algo liosa. Pese a todo, sin duda es un gran comienzo y con un poco más de desarrollo realmente podrá atraer usuarios no técnicos a Linux. La herramienta de configuración DrakConf servirá de gran ayuda a los novatos y servirá de apoyo en un importante rango de tareas administrativas, mientras que el sistema Supermount de montado automático para dispositivos extraíbles es un gran toque.

En cuanto al escritorio, Mandrake trae por defecto KDE 1.1.2, incluyéndose además GNOME, Window Maker, IceWM y Enlightenment. En el CD vienen también Netscape, el GIMP y WINE para poder ejecutar aplicaciones Windows, además de Emacs, KDevelop y egcs para desarrolladores.

La instalación de KDE en Mandrake es buena, la documentación incluida en el disco es cuidadosa y está bien redactada y el rango de aplicaciones en el CD es variado y actualizado. Teniendo todo esto en cuenta, y añadiendo la brillantez del instalador DrakX, Mandrake puede ser considerada la mejor distribución de propósito general disponible. Gustará a los nuevos usuarios por su fácil proceso de instalación, escritorio KDE listo para usar y completa documentación. Los usuarios experimentados disfrutarán de la variedad de escritorios y herramientas de desarrollo, así como de la flexibilidad general del sistema.

Valoración de la distribución
  • Facilidad de uso: 5/5
  • Documentación: 4/5
  • Características: 4.5/5
  • Software: 5/5
  • General: 5/5
  • Comentario: Fácil de usar, robusto, rápido y con gran cantidad de software. Altamente recomendado.
Capturas de pantalla

Siguiente entrega: Caldera OpenLinux 2.3

No hay comentarios: